13 de julio de 2024

UVNOTICIAS

Y SE NOS VINO EL CAMBIO…

5 minutos de lectura

Por: Jorge Agudelo Moreno.

Pues bien, llegó la hora de cambiarelestado de cosas viejas, por unas nuevas, y se nos vino el cambio, con tensiones y marchas a favor y en contraColombia será Potencia Mundial de la Vida, mediante un acuerdo nacional, que de manera urgente, concrete un nuevo contrato social para el buen vivir y el vivir sabroso, con todas las diversidades de la nación para entrar por fin en una nueva era de paz, cuyo rostro sea una democracia multicolor, expresión de los mandatos ciudadanos, que haga realidad la igualdad, con una economía productiva que genere riqueza basada en el trabajo, y la protección de nuestra casa común. El programa para el cambio, construido desde los territorios y las voces de sus gentes, está concebido como el inicio de una transición de 5 períodos, que en lo inmediato hará posible la vida digna, la superación de toda la violencia y la justicia social y climática, al tiempo que se consolidan las condiciones permanentes para una paz grande, total, integral, que le permita a la sociedad colombiana tener una segunda oportunidad sobre la tierra

El cambio que se ha propuesto, es con las mujeres, que, aunque protagonistas de la vida, del cuidado y la economía, han sido excluidas, es por la igualdad de las mujeres en el poder, la economía, incluida la propiedad de la tierra y el reconocimiento del trabajo de cuidado y por la garantía de todos sus derechos incluidos el de una vida libre de violencias. Se creará el sistema nacional del cuidado, para reconocer, reducir y redistribuir los trabajos de cuidado principalmente de las mujeres, y el Ministerio de la Igualdad para avanzar hacia una sociedad sin brechas entre hombres y mujeres. El cambio es por la construcción de una democracia multicolor, con los niños y las niñas, los jóvenes, los adultos mayores, el campesinado, los pueblos afrodescendientes, negros, raizales, palenqueros, indígenas y rom, las diversidades de género y orientación sexual, las víctimas, los trabajadores, productores, empresarios y actores de la economía popular, en fin, con toda la sociedad para que con sus voces, sus saberes y su participación derroquemos el régimen de corrupción y hagamos realidad los derechos de la constitución del 91 por fuera del negocio que han tenido durante más de 200 años.

El cambio implementará una seguridad humana, que se mida en vidas y felicidad, por lo que garantizaremos con urgencia, sin intermediaciones perversas, con mayor participación de la sociedad, y expandiendo la capacidad de lo público el derecho a la alimentación, al cuidado y la educación inicial en el amor, el juego y el arte a la primera infancia y la niñez, el derecho a que los jóvenes puedan culminar el bachillerato como parte de una educación superior universal, gratuita y de calidad a toda la juventud. Así mismo en la Colombia Potencia Mundial de la Vida, asistiremos a una gran movilización artística, cultural y deportiva que alimente la sensibilidad, la creación y la vida sana, haremos realidad el derecho fundamental a la salud, sin ningún tipo de barreras y a la pensión vitalicia y universal, las familias gozarán del mínimo vital de agua, energía, internet, servicios públicos y a una vivienda para la vida. Todo esto será posible, porque avanzaremos hacia una justicia tributaria con impuestos progresivos y equitativos.

Colombia Potencia Mundial de la Vida transitará a una economía productiva en la que la tierra, la ciudad, la conectividad, el crédito y el saber no sean privilegios sino derechos con los cuales millones puedan vivir, producir y trabajar con libertad en el campo y la ciudad, en la agricultura, las industrias, el arte, la cultura y la ciencia, de tal manera que se pueda asegurar la vida digna y la  recuperación  y protección de la soberanía alimentaria, el agua, el bosque, en general de nuestra mega diversidad de la que pende la vida en el planeta. Para ello la economía se moverá con energía proveniente del sol, el agua y el viento, ordenaremos el territorio alrededor del agua, transitaremos a transportes férreos y multimodales, detendremos la destrucción de la Amazonía, el Chocó Biogeográfico, el Macizo Colombiano, la Sierra Nevada de Santa Marta, en fin de todos los territorios donde se fragua la magia de la vida dejando de lado progresivamente la dependencia del petróleo, el carbón y todo tipo de explotaciones mineras y economías ilegales, así como de los modelos de producción agropecuaria que destruyen la naturaleza y reproducen la pobreza.  Colombia Potencia Mundial de la Vida, es posible, si participa toda la sociedad, sí eliminamos el régimen de la corrupción y democratizamos el Estado, garantizando el equilibrio de poderes, respetando las libertades fundamentales, incluido el derecho a la protesta y la libertad de expresión, así como la igualdad y la libertad religiosa y de culto. Por eso todas las protestas son respetadas y protegidas.

Igualmente el cambio cumplirá el acuerdo final de paz, se avanzará en el diálogo con el ELN y someteremos a la justicia a los grupos multicrimen. Pasaremos de la guerra fracasada contra las drogas, a un proceso integral de sustitución de economías y tierras a favor de una economía productiva, que dignifique a las poblaciones rurales y proteja la naturaleza. La apuesta que ya se viene haciendo realidad es que Colombia, Potencia Mundial de la Vida, será líder internacional en la lucha contra el cambio climático, en la promoción de la paz, en la protección de los derechos y la dignidad de millones de colombianos en el exterior y de todos los migrantes en el territorio nacional. Respetaremos la autonomía de los pueblos y haremos de nuestras fronteras espacios de diálogo e integración, respetando los derechos humanos y el libre derecho a la protesta que tienen todos los colombianos, sin utilizar la violencia, porque el cambio es para impulsar una sociedad respetuosa, unitaria, inclusiva, donde quepamos todos, donde respetemos todas las ideasPara lograr este cambio, se requiere que se respete la democracia, que dejen gobernar al Presidente Petro con sus reformas y propuestas que respaldó el pueblo, que así como la derecha gobernó, y lo hizo bien mal durante más de 200 años, lo lógico y democrático es que se permita hacer los cambios en los próximos 5 períodos de gobierno, donde los progresistas aspiramos a gobernar a Colombia

Más historias

5 minutos de lectura
4 minutos de lectura

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Instagram
WhatsApp
Tiktok
Telegram
RSS
Seguir por correo electrónico
error: Content is protected !!